jueves, 13 de septiembre de 2012

Let´s pack the suitcase.
GIRBÉS APARISI, Joan Carles y ORTEGA, Silvia. Editorial Algar. Alzira (Valencia), 2011
Título original: Fem la maleta! Traducción: Laura Goig. 14 págs. Cartón plastificado.19 x 17 cm. 


Este texto gira en torno a la idea del viaje como hecho mental que tiene que ver más con el conocimiento que con el desplazamiento efectivo del cuerpo. Para los pequeños exploradores del mundo que son los niños la observación atenta de su propio medio puede ser una aventura llena de emociones y exotismo, sobre todo 
desde que nuestras ciudades abundan en forma creciente de productos de culturas ajenas. Un poco de imaginación alcanza para conectar desde una pequeña sugerencia real con ese mundo mágico al que remite.


 Mark y Andrea disponen de muchas aventuras ilustradas por la barcelonesa Silvia Ortega, formada en la Escola Professional de la dona (1993-7) y La fabrica della favole (2005). Ha trabajado para EDB, Santillana, Castellnou, Teide, Imaginarium y actualmente SM. Tiene además una experiencia abundante en animación (http://es.linkedin.com/pub/silvia-ortega/4/835/4a3).
Uno de sus materiales de exploración ha sido el pastel (http://blogangerie.blogspot.com.es/) y también le gusta agasajar con dulces a sus lectores.

miércoles, 12 de septiembre de 2012

Different...but friends.
AZNAR, Jesús (texto) y SOBRINO, Alberto (ilustraciones). 
Ed. Itstmagical (Imaginarium), 2011. Disponible en español e Inglés.
16 Páginas de cartón plastificado. Calificado +3. 16 x 17 cm.


He aquí un librito de tamaño manejable con el que iniciar en la lectura y en el inglés incluso a los menores de la edad calificada. Los autores no confiesan su edad ni con agua caliente pero nacieron a juzgar por las fotos y la educación en EGB en la década de los 70.
El zaragozano Jesús Aznar se confiesa tímido y se lanzó a la escritura infantil llevado del ejercicio de invención nocturno de cuentos para su propio retoño. Y ese cariño se percibe ya desde la construcción de la primera frase.


 El vallisoletano Alberto Sobrino, presidente del Colectivo Satélite y con biógrafo personal e intransferible que atiende por Tom Penson  [http://www.albertosobrino.com/] acompaña con sus ilustraciones ese canto a la amistad y el respeto por las características de cada uno. Grafito, acrílico matizado, narices grandes y bombines, un aprovechamiento muy dinámico de la doble hoja panorámica hacen de la lectura de este cuento un vertiginoso y bamboleante viaje de columpio.

jueves, 21 de abril de 2011

ROMBY, Anne


ROMBY, Anne (Saint-Quentin, 1959)

Anne Romby nació en Saint-Quentin, departamento de Aisne de la Picardie francesa pero realizó sus estudios de Bellas Artes en Reims y de Artes Decorativas en Estrasburgo donde obtuvo el Diploma de Grabado e Ilustración. Trabaja como ilustradora de textos de otros y ha obtenido varios premios como el Prix Gayant Lecture 2009 por "Zhao, l'enfant-peintre".Sus inspiraciones son los maestros italianos y de Oriente.


Un ejemplo de esto último es El genio del Jazmín editado por Zendrera Zariquiey en Barcelona (2003) a partir del original Le génie du pousse-pousse de Éditions Milan (2001) sobre texto de Jean-Côme Noguès.









Pousse-pousse aludiría al taxi-bicicleta, rickshaw o cochecito del que tira y con el que se gana la vida Chen, el joven protagonista en cuya humilde vivienda el mayor lujo es el perfume de unos jazmines que vienen de una propiedad vecina.

Toda la obra versa en torno a la humildad, el trabajo duro y la generosidad amistosa que encuentra recompensa.

Trois pousses de bambou fue el título de una muestra en Séloncourt (Franco Condado, 2009) en la que se expusieron 46 originales de tres de sus obras de inspiración oriental: Zao, L´enfant peintre de Anne Jonas (editado por Milan, 2007), Le fou des fleurs (editado por Picquier Jeunesse, 2005) y precisamente Le génie du pousse-pousse.

Anne Romby ha publicado entre otros en Éditions Milan, Le Prince de Vence, también de Jean-Côme Noguès y Péau d´Âne (2003), La Belle et la Bête de Jeanne-Marie Leprince de Beaumont y Les 3 plumes des frères Grimm adaptados por Anne Jonas (2004), Kahalim L´Opulent de Gérard Moncomble (2006), Fleur de cendre de Annick Combier (2007) que ha sido objeto de una exposición y ha inspirado incluso una coreografía al contratenor y bailarín Gilles Vandepuits:

http://www.dailymotion.com/video/xbfkry_fleur-de-cendre-gilles-vandepuits-a_creation

; La princesse sans nom de Hugues Paris (2008) y Amani, faiseur de Pluie de Guislaine Roman y L´Oiseau magique de Yvéline Féray (2010).

A Romby le gustan desde niña las estampas antiguas, obras hilvanadas como tejidos en las que se puede apreciar la transparencia del papel seda, la textura del papel verjurado, e impresiones de texturas vegetales en tinta como las que obtiene el grabado o el frottage. Romby se impregna de las historias que ilustra y las sirve bien logrando un equilibrio respetuoso con los autores de los que es tándem ideal.



lunes, 31 de enero de 2011

KINCAID, Eric



Eric Kincaid (Londres, 1931) se graduó en la Gravesend Art School con un Diploma Nacional en Dibujo y Reproducción mecánica. Su especialización fue en ilustración de textos de comienzos del siglo XX.Tras completar su servicio militar en la RAF (Real Fuerza Aérea británica), Eric Kincaid se estableció entonces como ilustrador freelance. Esa carrera independiente se orientó progresivamente a la ilustración de libros infantiles, campo en que su versatilidad de estilo y ojo para el detalle más exquisito le hicieron destacar entre los artistas de su campo. No está de más recordar que en Inglaterra, al contrario de lo que ha ocurrido durante mucho tiempo en España, el Illustration Art tenía consideración de Arte con mayúsculas. Desde 1972 ha mantenido con la editorial Brimax una de esas exitosas y felices pero poco comunes sociedades artista-editor.
Hizo en 1976 algunas tiras sobre bandoleros históricos del siglo XVII-XVIII y XIX, aventureros por los que
parece tener cierta simpatía. Es el caso Gentlemen of the Roads dedicado a Jerry Abershaw, colgado en 1795 después de ser durante cinco años el terror de los caminos.
Pero su pluma se consagró luego al servicio principal de la narración fantástica.

En España la Editorial Everest radicada en León editó en 1983 "Cuentos para soñar" traducido del original en Brixman And so to bed tales del año anterior. Formaba parte de la Colección Colorín Colorado compuesta además por los volúmenes Cuentos y más cuentos, Cuéntame cuentos, La hora de los cuentos, Fábulas clásicas, Fábulas de siempre, Fábulas de Iriarte y Fábulas Ilustradas.
Esta obra en concreto estaba integrada por diez cuentos. El primero de ellos, El dragón Gonzalo de Moira Stubley. En ella se ve como Kincaid huye del
trazo negro delimitando cada campo de color en un tono más oscuro con una línea sinuosa muy expresiva.
En esta misma línea estarían las imágenes que acompañana Los zapatos danzantes de Judy Cooper, La bruja impaciente de Jennifer Jordan y Hora de acostarse de Thomas
Hood.
En Tomasín el Hojuela de Irene James, Kincaid se impone una limitación a dos tonalidades predominantes (salvo en el caso del pájaro cloquea
dor mágico totalmente multicolor). Y en esa austeridad saca mucho partido al color de fondo de la propia hoja del texto. Kincaid parece beneficiarse para una historia que gira en torno a la comida del registro de imprenta de la publicidad o las etiquetas de productos de repostería, levaduras, galletas.


Siguiendo el mismo procedimiento de mimetismo
gráfico en La princesa y la sombrilla de Moira Stubley echa mano de los grandes xiló
grafos japoneses de UKIYO-E, principalmente de Hiroshige y Hokusai, para elaborar los paisajes y la figura protagonista. No obstante en los primeros es apreciable el otro punto fuerte de este ilustrador. Además de su apoyo sólido en la línea está su exuberancia en el empleo de la acuarela perceptible especialmente en la riqueza con la que viste los fondos de éste y del resto de cuentos (Un cerdo llamado Celes de Liz Souval, La cueva secreta de Rosalind Sutton y La fiesta de fuegos artificiales de Robert Moss) de una atmósfera armoniosa y envolvente.
No se ha podido resistir a publicar su propia versión de Alice in Wonderland en 1993, en un registro muy contenido que se sirve para Alicia de los retratos fotográficos de Carroll de Alice Liddel, la niña morena y traviesa que inspiró todo ese imaginario.
Ver: http://tapirr.livejournal.com/1901205.html?thread=15782293
Y en los últimos años ha dado muestra de gran barroquismo en obras como Enchantement de Gill Davis que parecen emparentadas con las escenografías del ruso Léon Bakst dando buena medida de su virtuosismo decorativo.
Ver: http://www.courtenaysfineart.com/Eric_Kincaid.html



domingo, 30 de enero de 2011

Editorial Vasco Americana

Las ilustraciones infantiles son muchas veces las primeras imágenes por las que una persona llega en su madurez al aprecio y valoración del arte. Admiten muchos formatos y aplicaciones. Muchos de ellos no son necesariamente costosos de adquirir. Mientras ahora asistimos a la proliferación de librerías de temática infantil los niños de antes solían proveerse de sus primeros cuentos en los kioskos de prensa.
En los años 60 y 70 en muchos de esos kioskos se podían conseguir cuentos ilustrados editados en tapa blanda por la Editorial Vasco Americana (EVA), radicada en Bilbao. Las ilustraciones no solían consignar al pie la firma de
l ilustrador, por eso vamos a agrupar en principio a esos autores no identificados bajo su editorial. En algunos casos ni siquiera aparecía el listado de la serie o colección bajo la que se publicaba.
Es el caso de El Osito Cazador (1975). En su contraportada, al pie, figura "Animalitos Traviesos" que podría ser una indicación de la serie a la que pertenecía. De entre las siete ilustraciones que contiene se destababa una gama común fría de pardos, verdes y grises, probablemente de originales en acuarela.

Con una excepción en la página 6 donde se incluye una grisalla o bicromía de rojos y grises que hace más evidente las líneas de grafito del original.



EVA disponía de la Colección
Minieva, del tamaño de la plama de una mano, de la que al menos se publicaron cuarenta números con títulos sencillos (La escuela Kirikí, El chanchito listo, Un bromista castigado, etc.) que desarrollaban una historia moralizante, al estilo de las fábulas clásicas.

Es el caso de El Gran Comba
te (1974), la historia de un león propenso al abuso con el resto de animales de la región.
Las ilustraciones son muy homogéneas, reproducidas de originales en acuarelas con lápices de colores.

Curioseando y aprendiendo

Este blog pretende ser por mi parte un cuaderno de aprendizaje sobre los ilustradores de literatura infantil, susceptible por tanto de múltiples modificaciones y actualizaciones en sus entradas resultado del acrecentamiento de ese aprendizaje. Ni que decir tiene que cualquier contribución externa es bienvenida.